Los cinco mandamientos de todo NaNoPrep

0

Te invito a un reto. Sí, sí, a ti, que se te queda pequeño un post o un relato. Tú, que eres diestro y hábil con la pluma, bolígrafo o en cualquier teclado. Tú, apasionado de la escritura y siempre tan lleno de ideas y a falta de empuje para llevarlas a cabo, te ofrezco una solución:

 

La única condición es que para lograr tu objetivo tendrás que escribir durante un mes sin parar. Te estarás preguntando que cómo lo puedes hacer. A través de un ejercicio perfecto de planificación y mucha voluntad, y esto se consigue participando en un NaNoWriMo.

 

Ahora bien, escribir una novela de 50.000 palabras en un mes, que es lo que representa esta palabra tan rebuscada, NaNoWriMo (National Novel Writing Month), no es una tarea que se pueda dejar únicamente a la inspiración.

 

La entrega exclusiva a las musas nos llevará seguramente a que en el primer bloqueo (que llegará tarde o temprano), renunciemos a seguir con nuestro ambicioso proyecto.

 

Y si el ejercicio del escritor requiere de minuciosidad, para este primer ensayo tenemos que contar con una preparación y pautas iguales en esfuerzo, o lo que es lo mismo, un NaNoPrep que no debes en ningún caso ignorar.

 

Recuerda que un NaNoWriMo puede ser utilizado como la fórmula perfecta para empezar una novela completa, la chispa que lo encienda todo y por la que merezca la pena ese trabajo.

Los cinco mandamientos de todo NaNoPrep

Entérate bien del reto

Para empezar con buen pie no subestimes nunca a un NaNoWriMo ni descuides la tarea y lo que implica un NaNoPrep. Aquí todo va por tiempos y estos se tienen que cumplir si quieres llegar con vida al final. Los nervios pueden resultar altamente peligrosos y la muerte por empacho de escritura a contrarreloj ya ha sido certificada en más de uno.

 

La realidad es que tienes un mes para escribir y antes hay un tiempo previo para toda esa preparación que requiere la novela y también para ti psicológicamente.

 

Por lo que busca una idea en un paisaje, en un sueño, en personas o en la calle. Donde tú quieras, pero agárrala con fuerza y sin miedo porque será tu motor de todo. Deja que te atrape, que te empuje con la intuición a un abismo y sé constante para que esa sensación quede solo en adrenalina positiva para arrancar y no en un batacazo colosal.

 

Ponte las pilas y aprovecha cada momento, y aunque la teoría nos dice que el NaNoPrep es el periodo de preparación antes de entregarnos por completo al mes dedicado a la escritura, también hay truco en esto.

 

Sé un poco canalla y adelántate algunos párrafos y estructuras de cara a esos días del NaNoWriMo en los que por alguna razón incontrolable se rinda menos. Sé un poco Nanorebel por tu propio beneficio.

 

Si por el contrario eres una de esas personas que cumple por naturaleza con las normas establecidas, no comiences tu historia ni a sumar palabras durante este primer proceso, pero escribe a diario a modo de práctica para activar los mecanismos y hacer de esta forma que el resto no se te haga tan cuesta arriba.

 

Los mandamientos de todo NaNoPrep

1. Escribirás todos los días sin excepción

Ya sabrás que una novela no es lo mismo que un relato y que ambos formatos tienen caminos muy distintos, así como esfuerzos para lograr a su estilo la fórmula de creatividad. Entendiendo esa dificultad que conlleva escribir una novela y más en tiempo récord, no podrás bajar de 500 palabras al día, aunque siendo justos lo ideal sería llegar a cinco páginas diarias.

 

Mantente constante y aunque en ocasiones dudes, no retrocedas y sigue hacia adelante, que luego llegará el tiempo de corregir. Por si no te has dado cuenta, la cosa trata sobre escribir antes, durante y también después. La clave en todo esto se resume en: escribe, escribe y luego también escribe.

 

2. Olvidarás (temporalmente) la vida social

Apaga el teléfono móvil, desconéctate de Internet y de esos amigos que tanto nos hacen caer en la tentación de una cerveza y luego otra… Aléjate de las distracciones y evádete de todo, como si estuvieses en una isla perdida para poder lograr una perfecta concentración. Ya sé que es un esfuerzo grande, pero nadie dijo que fuese fácil escribir una novela en un mes.

 

3. Realizarás al detalle tu plan de escritura

No te lances a la piscina sin flotador porque te hundirás sin remedio. Es en este momento del NaNoPrep cuando te armas con todos los instrumentos, investigas y configuras un plan de escritura que empieza por hacer fichas de personajes, elección de escenarios, escaletas y largas horas de biblioteca y documentación.

 

Crea el que será tu entorno óptimo de escritura escogiendo desde esos objetos fetiches, músicas de ambiente y hasta una simple selección de frases y mensajes positivos a los que acudir cuando estén bajos los ánimos.

 

También prueba diferentes horarios y elige el que te resulte más cómodo escribir, y repite operación con los rincones de la casa hasta que des con el lugar que te aporte más paz y concentración. Encontrar tu sitio es vital para este proyecto.

 

4. Organizarás calendarios y esquemas para trabajar

Llegados a este punto toca decir que no hace falta empapelar tus paredes con horarios y calendarios ni que agotes las existencias de post-its de tu alrededor, pero tienes que trazar un esquema muy claro a la hora de trabajar y cumplirlo sin pretextos.

 

Haz tus propias cuentas y apuntes de las palabras que lleves y las que te queden pendientes. La propia página web de de NaNoWriMo te permite saber con exactitud todo de lo relativo a tu trabajo, contabilizar palabras y además ponerte en contacto en su foro con otros escritores para que pises el acelerador en esta competición.

 

No contentos con eso y en paralelo a tu calendario de tiempos, organiza otra agenda dirigida a eventos y compromisos familiares para también tener en cuenta los días que serán de bajo rendimiento y puedas con ello compensar y planificar un intensivo oportuno.

 

5. Te pondrás a prueba sin obsesionarte

Este es un ejercicio totalmente personal, un ejemplo de madurez y mucha voluntad. El NaNoPrep será el ensayo definitivo en el que puedas comprobar a ciencia cierta si optimizas tu tiempo.

 

Ponte a prueba sin casi límites y mide tu velocidad y constancia a la hora de escribir, pero no te obsesiones de tal forma que te conviertas en tu peor obstáculo. Recuerda que es obligatorio escribir, pero también lo es despejarse y salir cuando se está ante un episodio de bloqueo.

 

Y si después de todo esto no logras superar el NaNoWriMo, no te preocupes porque en toda esta aventura habrás aprendido mucho y siempre habrá otro mes para arrancarte de nuevo.
NaNoPrep

Nuestra pregunta

Entonces, ¿aceptas el reto? ¿Cómo vas a preparar el próximo NaNoWriMo?

30 años. Periodista y escritora de vocación. Cofundadora de La vida de color caoba, un espacio perfecto para que las letras e ilustraciones bailen en armonía. Escribir es una forma de vida, ver el mundo con detalle para poder enseñárselo a los demás.

Queremos leer qué opinas:

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies